sábado, 16 de septiembre de 2017

ENVIDIABLE SUERTE.

Dichoso quien se encuentre en su camino
alguien con quien pudiera congeniar
y juntos proseguir su caminar
hasta llegar a su común destino.

En esa circunstancia me imagino
y al hacerlo no paro de gozar,
pensando si llegase por azar
a mí, por obra y gracia de mi sino.

Tal es el ideal de todo aquel
que quiere disfrutar toda su vida
del máximo placer, de una existencia

de paz, amor y con sabor a miel
y que sea fielmente compartida
con total y absoluta complacencia.
 
Cristino Vidal.

MENTIRAS DE BESOS. NO ME BESES MÁS

Besos, besos, besos, besos…
Estoy harto de los besos
que se dan de aquí pallá
en los carrillos obsesos
del muá, muá, muá, muá, muá, muáaa…

A solos los quince años,
antes de los desengaños
de la madurada edad…
todos son dulces engaños
que hoy son solo soledad.

¿Para qué tanto besar
si son mentira los besos
de los labios por exceso
hueco en el arte de amar?
¡Basta de metir y hablar!

Apuleyo Soto.

¿QUIÉN TIENE LA CULPA?


Lo de la corrupción en la política
ya está pasando y mucho de la raya
y a pesar de que es pasto de la crítica
no acaba y además crece y se engalla.

Llega por ello a tales proporciones,
que ya incluso se roba al descubierto
y hay por metro cuadrado más ladrones
que granitos de arena en el desierto.

Tienen, que tal parece, impunidad,
por lo que están robando a manos llenas
al darse entre ellos mismos facultad
de hacerlo por las malas o las buenas.

Luego, en las elecciones generales,
iremos a elegir a otros iguales.
 
Cristino Vidal.

EL IMÁN DE LA HERMANDAD UNIVERSAL

Quisiera ser un imán,
no un imán de armas tomar,
sino un imán capataz
de la atracción de la paz.

Quisiera ser un imán
que atrajera el bien, no el mal,
que no fuera un animal
pensando solo en matar.

Quisiera ser un imán
que posara en cada cual
la cordura y la bondad
del corazón más cordial.

Quisiera ser un imán
predicador del Corán
en el que prima un Alá
misericordioso y tal.

Quisiera ser un imán
instruido par a par
en la lucha por la sal,
la luz, la lumbre y el pan.

Quisiera ser un imán
contra la muerte fatal
que nos acosa a los fans
de la existencia plural.

Ayudadme, hermanos, ya
que hemos pasado el umbral
de la intolerancia actual
en un mismo y triste hogar.

Apuleyo Soto.

jueves, 31 de agosto de 2017

SI SUPIERAS CÓMO GOZO MIRÁNDOTE.

Qué hermosura tendrás, que si te veo
en ti vivo pensando todo el día,
hasta el punto que el alma se vacía
y da cabida a mi febril deseo.

Con prontitud en mi cabeza ideo
el modo de sentir que ya eres mía,
calmando al corazón, que tanto ansía
tenerte, para amarte sin rodeo.

Tienes una belleza de museo
y me quedo bien corto todavía,
pues si te miro siento que bordeo

el súmmum del placer, y mi alegría
me sube la moral, siendo el recreo
que más hace crecer mi fantasía.
 
Cristino Vidal.

lunes, 21 de agosto de 2017

TAL ERES. Continuo.

Eres el sol que mi pasión calienta,
también el norte donde siempre miro
y te contemplo, porque así me inspiro,
ya que de ti mi numen se alimenta.

Sabrás que a mi alma tu presencia alienta
y procuro tenerla siempre a tiro,
para sacar de ti como un vampiro
la esencia de la tuya, que me orienta.

Día tras día mi ilusión aumenta
tanto que por mi cuerpo la transpiro
y cuando veo que de mí se ausenta

vuelvo a pensar en ti y así la estiro
y de nuevo se acerca en un suspiro
con el placer que mi locura inventa.
 
Cristino Vidal.

AQUELLA NOCHE ME PUSISTE LOCO.

Aquella noche me volví tan loco
gracias a tus caricias y tus besos,
que mis sentidos se quedaron presos
en ti y al recordarlo me desboco.

Lleno de gran satisfacción evoco
esos  momentos y los tengo impresos
en el alma, pues fueron los excesos
tan grandes, que hasta el súmmum es bien poco.

Por cada poro te salía miel
y con inmenso ardor la recogía
paseando mi boca por tu piel,

que me supo mejor que la ambrosía
y así continuamos hasta el fin
de tan gustoso y mágico festín.
 
Cristino Vidal.